Silo

De Humanipedia
Saltar a: navegación, buscar

Silo fue el seudonimo literario de Mario Rodríguez Cobos, fundador del Movimiento Humanista.

foto: Rafael Edwards

Biografía

Mario Rodríguez Cobos nació en Mendoza (Argentina) el 6 de enero de 1938. Allí residió durante toda su vida, si bien viajó llevando su Mensaje por todos los continentes. Su aspecto alargado inspiró el mote de “Silo” con el que firmó sus libros, siendo conocido internacionalmente por ese seudónimo literario. Sin embargo sus amigos siempre se han referido a él como el Negro, ese mote tan afectuoso y latino.

De adolescente se destacó en sus estudios y sobresalió como gimnasta. Insatisfecho por la limitación de la educación universitaria, abandonó sus estudios de Ciencias Políticas y recorrió Latinoamérica para tomar contacto íntimo con la realidad de su gente. Como resultado de sus estudios personales, comenzó la formación de los primeros grupos de estudio de lo que con el correr del tiempo sería el Movimiento Humanista.

Hacia principios de 1969 se encontraba realizando un retiro en plena Cordillera de los Andes, en la soledad de una ermita que había construido con piedras al pie de un cerro próximo al paraje denominado Punta de Vacas. Entonces sus seguidores le pidieron que expresara públicamente las ideas que hasta ese momento había explicado en pequeños grupos. La dictadura de ese momento no autorizó la realización de un acto público en la ciudad. "¡Vayan a hablarle a las piedras!", fue la respuesta. Y allí, en ese paraje donde el río Mendoza recibe los aportes del Tupungato y el Vacas, tuvo lugar el 4 de mayo de 1969 la primera exposición pública de sus ideas, conocida como “La Arenga de la Curación del Sufrimiento”. En ella Silo desarrolló los temas centrales de su Doctrina y advirtió sobre el estallido de violencia que estaba por sobrevenir. El 29 de mayo la ciudad de Córdoba se vio desbordada por la violencia revolucionaria que desató lo que en Argentina se conoció como los “años de plomo”, concomitando con los brotes guerrilleros que se manifestaban hasta en Europa.

Por ese entonces, Silo daba a conocer su primer libro, “La Mirada Interna”, donde expone de manera sintética y precisa lo medular de su pensamiento y su práctica. Mientras su generación se volcaba en buena parte a la ola revolucionaria, los primeros siloístas comenzaron a dispersarse por el planeta dando comienzo al tejido de una red organizativa que hoy abarca todos los continentes.

En 1975 Silo coordinó durante seis meses grupos de estudios que se reunieron en la isla de Corfú, en el Mar Egeo, profundizando los estudios del psiquismo cuyas conclusiones expuso luego en las reuniones de Canarias de 1977, que se conocieron luego como sus “Apuntes de Psicología”.

En 1981 coordinó el equipo que recorrió el planeta en una gira que abarcó desde Europa hasta la India, realizando varios actos públicos en los que exponían los puntos centrales de la Doctrina. Para esa fecha ya estaba echada la base organizativa de lo que entonces se conocía como La Comunidad para el Desarrollo Humano.

Por ese entonces publica su segundo libro, El Paisaje Interno. Aquí ya se anuncia el núcleo de lo que sería conocido poco después como Nuevo Humanismo o Humanismo Universalista. En consonancia con el desarrollo social y el tono epocal, en 1984 se forma el Partido Humanista, que alcanza el rango de Internacional Humanista en 1989. Sus libros se suceden: “El Paisaje Humano”, que aparece integrando “Humanizar la Tierra”, junto con “La Mirada Interna” y “El Paisaje Interno”; “Contribuciones al Pensamiento” (1990); “Mitos Raíces Universales” (1991); y luego, “Cartas a Mis Amigos” (1993), que cierran la exposición de la doctrina y de la ideología del Nuevo Humanismo. El 6 de octubre de 1993 la Academia de Ciencias de Rusia le otorgó el título de Doctor Honoris Causa como un reconocimiento a su obra.

De manera insólita, el 4 de mayo de 1999 reúne a sus seguidores en Punta de Vacas, a los 30 años de su primer arenga y declara el fracaso del proyecto. No obstante, el Movimiento Humanista sigue su proceso, continuando su expansión planetaria con la mira puesta en el futuro. Silo da por concluida su tarea en el Movimiento y cierra su proceso en el año 2000.

En agosto de 2002 lanza “El Mensaje de Silo”, un conjunto de prácticas simples para el desarrollo espiritual, articuladas en un conjunto de ceremonias y organizadas en un libro (El Mensaje de Silo) que incluye “La Mirada Interna”, las ceremonias y “El Camino”. En una nueva reunión en Punta de Vacas el 4 de mayo de 2004, proclama la vigencia del proyecto y al año siguiente comienzan a erigirse lo que hoy se conoce como Parques de Estudio y Reflexión: el primero, en La Reja, provincia de Buenos Aires, Argentina; seguido por Parque Manantiales de Chile; para sucederse los Parques Toledo, en España, y Attigliano, en Italia; Parque Khandaroli en India; Parque Red Bluff en EEUU; Parque Caucaia, de Brasil, y el histórico Parque Punta de Vacas en la Cordillera de los Andes. Hoy los Parques se han multiplicado tanto en los países mencionados como en otros países (Ecuador, Francia, Colombia, Bolivia, Perú, Israel).

Silo continuó orientando las actividades de El Mensaje de Silo, que se sumó a la organización de la primera Marcha Mundial por la Paz y la No-Violencia, promovida por la organización internacional Mundo Sin Guerras. Este evento fue organizado por un equipo de 100 personas que cruzaron los cinco continentes, comenzando en Wellington, Nueva Zelanda, el 2 de octubre de 2009 y llegando a Punta de Vacas el 2 de enero de 2010. Fue la primera acción internacional coordinada para reclamar por el desarme nuclear y crear conciencia de la necesidad de la no-violencia como modo de resolución de los conflictos internacionales y sociales.

En su carácter de fundador del Humanismo Universalista e inspirador de la mencionada Marcha, fue invitado a la Cumbre de los premios Nobel de la Paz, celebrada en Berlín en noviembre de 2009, donde expuso El significado de la Paz y la No Violencia en el momento actual, en donde expresa “Es claro que aún no está instalada la idea ni la sensibilidad capaz de provocar un repudio profundo y un asco moral que nos aleje de las monstruosidades de la violencia en sus diferentes rangos. Por nuestra parte, haremos todo los esfuerzos necesarios para instalar en el medio social la vigencia de los temas de la Paz y la No Violencia y es claro que el tiempo llegará para que se susciten reacciones individuales y también masivas. Ese será el momento de un cambio radical en nuestro mundo.”

Silo -a quien el cineasta canadiense Daniel Zuckerbrot le dio el título de “Sabio de los Andes” en una entrevista que le hizo en 2007- no se interesaba en la política contingente y, sin embargo, su obra dio nacimiento a numerosos partidos políticos en todo el mundo. No fue un científico, en la acepción común de la palabra, pero fue galardonado con el título de Doctor Honoris Causa por la Academia de Ciencias de Rusia en el año 2003. No fue propiamente un filósofo ni un psicólogo en el sentido tradicional y, sin embargo, sus escritos hacen novedosos planteos y profundas revisiones a lo sostenido por Ortega y Gasset, Husserl, Nietzsche, Sartre, Hegel, Koler, Heisenberg, Jung, Freud. Sin ser budista, es declarado Maestro por la sangha budista de Sri Lanka. En la base de las enseñanzas de Silo están presentes las ideas de la no violencia y la no discriminación. Ubica al ser humano como valor central; afirma la igualdad de todas las personas; reconoce la diversidad personal y cultural; auspicia el desarrollo del conocimiento por encima de prejuicios aceptados como verdades inmutables; afirma la libertad de ideas y creencias, y repudia toda forma de violencia, no sólo manifestada en la violencia física, sino también denuncia la violencia económica, la violencia religiosa, racial, sexual, moral y psicológica. “Al mismo tiempo, estas propuestas terminan configurando un estilo de vida y un modo de relación del más alto valor moral, que puede expresarse en esta frase: “¡Trata a los demás como quieres que te traten!”

El 16 de septiembre de 2010, Silo murió en Mendoza, Argentina.

(fuente: http://nuevohumanismouniversal.blogspot.it/p/biografia.html)

Bibliografía

La Bibliografía oficial está recopilada en el sitio silo.net en donde el autor mismo revisó toda su obra y donde se pueden encontrar también las producciones audio y vídeo.

La obra literaria está ordenada en los dos volumenes de la Obra Completa: Volumen I y Volumen II. Varias veces fue anunciada la edición de un Volumen III que nunca se ha realizado.

Links

Sitio oficial

colección de videos

colección de fotos de Rafael Edwards